El amplificador Magnatone «The Monster»

Imagen promocional del Magnatone «The Monster». El guitarrista y bajista son el hijo del presidente de la compañía y un amigo

La década de los 60 del siglo XX fue una época de experimentación, y la tecnología musical no fue una excepción. En estos años se empezaron a utilizar sistemas de PA con un tamaño ya considerable (recuérdese el concierto de Woodstock en 1969) y la tecnología de válvulas en aplicaciones de audio fue poco a poco siendo sustituida por transistores.

En esta época de búsqueda de un gran volumen sonoro, los amplificadores de instrumento cada vez ofrecían una mayor potencia (por ejemplo, el Ampeg SVT de 300W o el Acoustic 360/361 con 200W)

Magnatone

Magnatone S6. Potencia: 3W, altavoz de 6». Hoy sería el típico amplificador de práctica.
Fuente: magnatoneamps.com

La compañía Magnatone fabricaba amplificadores para instrumentos desde finales de los años 30. En aquella época eran muy populares las guitarras hawaianas o lap steel y el acordeón, y se solían amplificar con micrófonos o algunas pastillas fonocaptoras. También se empezaron a amplificar también las guitarras de los músicos de jazz, con lo que había un cierto mercado para estos pequeños amplificadores. Estos amplificadores tenían una potencia muy pequeña, no llegarían a los 10W, pero ya era suficiente para que estos instrumentos se pudiesen escuchar entre otros instrumentos más sonoros, como la percusión o los vientos.

A finales de los 40, también empezó a fabricar equipos de PA, siendo una de las compañías pioneras en este sector. En la imagen se muestra el modelo M-198-8D, un sistema con seis canales de entrada y acompañado de dos altavoces de 12».

Ya entrados en los 60, Magnatone competía con Fender en el mercado de los amplificadores para instrumentos (guitarra y bajo), pero no tenía mucho éxito comercial. Sus amplificadores tenían una gran calidad, en algunos aspectos eran muy innovadores (fueron los primeros en ofrecer amplicadores con efecto de vibrato -no confundir con el efecto trémolo-), pero eran más caros que la competencia.

Brute Sound

A mediados de los 60, la industria empezó a investigar en la tecnología de transistores aplicada a los amplificadores de instrumento. Las ventajas eran muchas (menor peso, mayor eficiencia energética y menor tamaño). Magnatone presentó varios modelos «solid state» a finales de los 60, en los que uno de los argumentos de venta era la potencia que podían desarrollar.

En 1967 presentan los modelos M35 «The Killer» (para guitarra u órgano) y el M32 «Big Henry» (para bajo). Son amplificadores con dos altavoces de 15» (optimizados para el instrumento que se destinaban), en el modelo de guitarra/órgano también incorporaban reverb.

La potencia de estos amplificadores era de 300W.

Estos amplificadores no se vendieron bien. Presentaban algunos problemas de construcción y también electrónicos, y rápidamente adquirieron fama de equipos poco fiables.

El grupo The Sequins posa con dos amplificadores M35 en una foto promocional. Fuente: vintageguitar.com

The monster

Magnatone fue más allá. Tenían que hacer honor al nombre de la marca. El modelo «The Monster» era un amplificador de 1000W para varios instrumentos (guitarra o bajo). La caja de altavoces constaba de 6×15» y 4×10», además de varios difusores. Se fabricaron 10 unidades de esta caja, con fines promocionales, no se vendió ninguna. El músico Neil Young tuvo una de ellas y consiguió quedársela para sus giras.

La caja Magnatone de Neil Young

El grupo The Sequins utilizaban los amplificadores Magnatone y tenían un contrato de patrocinio. En 1967 la compañía Estey, propietaria de la marca, les ofreció actuar en un evento promocional encima de un camión. Para esta actuación, contaron con una de las pocas unidades del «The Monster«.

En vintageguitar.com hay un artículo (en inglés) en el que cuentan la anécdota y las impresiones del grupo actuando con este monstruoso amplificador.

Epílogo

Pese a todo, Magnatone seguía con muy pocas ventas. La compañía Estey, propietaria de la marca Magnatone fue vendida en 1969 y todos los productos Magnatone, componentes, repuestos y maquinaria, almacenados. En 1973 Mattel compra Estey y todo el inventario de piezas que quedaba de Magnatone, se vendió en liquidación.

En 2013 Ted Kornblum (vinculad con la marca -su familia era propietaria de una distribuidora-) consigue recuperar la marca Magnatone y vuelve a fabricar amplificadores, siendo una de las imágenes de la marca el guitarrista Billy Gibbons.

Hasta donde hemos podido averiguar, ya no construyen modelos para bajo, solo para guitarra.

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad